skip to Main Content
ALGUNAS ¿DISCREPANCIAS? CON PASCUALINA CURCIO

EDITORIAL: ALGUNAS ¿DISCREPANCIAS? CON PASCUALINA CURCIO

Roberto Carlos Palacios / Cátedra Che Guevara – Venezuela

Correo Electrónico: revolucionomuerte.info@gmail.com

Twitter: @catedrache

 

¿Es posible controlar lo que hacen los privados con las divisas? ¿Dejar de transferir la renta petrolera a manos privadas qué implicaciones tiene?

El debate sobre el control de cambio toma cuerpo y existen algunas definiciones respecto a las posiciones y proposiciones que existen sobre el tapete. Queremos referirnos a las expuestas por Pascualina Curcio en el programa Boza con Valdez, transmitido por VTV este martes 17 de julio. Algunos compañeros seguramente referirán aspectos que no sean señalados en este editorial, no obstante, nos tomamos la licencia de referirnos a lo que consideramos esencial.

Esto es lo que queremos citar de todo lo dicho por Pascualina:

“Con le tema del control cambiario la propuesta es mantenerlo, mantenerlo y más bien reforzarlo, mejorar los controles, no es que no funcionó el control cambiario sino que hay que mejorarlo (…) El tema central en Venezuela desde hace décadas es el uso que se le ha dado a las divisas, y esas divisas tienen que quedar en nuestra economía para tributar a la producción nacional (…) Nosotros estamos proponiendo, es parte de las recomendaciones que hemos hecho, por ejemplo, la creación de una Ley Orgánica para el uso de las divisas (…) ¿qué colocar allí en esa ley? Que además se debe enmarcar en un plan, en el Plan de la Patria, de desarrollo… Bueno, cuáles son las metas, para qué se van a utilizar esas divisas, quién las va a utilizar, para comprar qué cosas, para importar qué cosas, quién lo va a hacer, a qué precio, a qué precios de referencia internacional, entre otras cosas para hacerle un seguimiento por la Contraloría general, pero también con un seguimiento de la contraloría social, tiene que ser público y transparente.”

Y continúa:

“Es parte también de las propuestas la creación de un sistema automatizado integrado. Qué es lo que hemos venido diciendo. Por un lado está Cencoex que entrega unas divisas pero eso no está integrado al sistema de los puertos donde se reciben los bienes importados, y el sistema del SENIAT donde se cobran los impuestos por aduana, y después de allí no se sabe qué pasa con esa divisas, con los bienes que llegaron importados. Entonces es la necesidad de un sistema integrado, automatizado, transparente, público, que permita hacer seguimiento y monitoreo de cada divisa que está entrando, cada dólar, o cada yuan, o cada euro que ingrese, hasta dónde llega y quién lo ejecuta. Y es muy importante, y lo hemos propuesto también que no sólo se refiere al uso de las divisas de parte del sector privado, de hecho estamos proponiendo control cambiario, y romper con la transferencia de la renta petrolera al sector privado. Entonces ¿quién va a utilizar las divisas? el sector público. Esa ley orgánica de divisas, ese sistema automatizado es también para hacer seguimiento al sector público del buen uso de las divisas”.

Para nosotros son razonables los planteamientos, no obstante, podemos ahorrarnos la discusión acerca de cómo darle las divisas a los privados para que no hagan lo que siempre hacen, han hecho y harán. Cortar la transferencia de la renta petrolera a manos privadas implica el reto de acometer las tareas de planificación integral de la economía. Esto incluye un nuevo rol para la banca que debe dejar de ser una centrífuga al servicio de la especulación y la fuga de capitales, y convertirse en vaso comunicante entre el ingreso nacional y un programa de inversión productiva estatal que empiece por la industria petrolera y sus actividades conexas, el sistema financiero no puede entonces seguir en manos privadas. Además, partir desde esta premisa permea el Comercio Exterior, no pueden ser los privados quienes importen con divisas que pertenecen a la sociedad, ya hemos mencionado en varias ocasiones la posición del Comandante Chávez, nos invita a dejar de ser pendejos y detener la entrega de divisas a los privados.

Si continuamos pensando en regular al capitalismo seguiremos dilapidando el tiempo y las energías de este pueblo que necesita respuestas.

Resta esclarecer el rol de la contraloría social mencionada por Pascualina, el pueblo debe dejar de ser un espectador. Comuna o nada, debe traducirse en la participación popular de la planificación y ejecución del circuito económico, con el correspondiente carácter de clases que eso tiene.

La Confederación Nacional del Poder Popular debe ser un hecho para que en su seno puedan confluir quienes desde el campo revolucionario aportan su conocimiento y convicción para preservar el proyecto del Comandante Chávez de una Venezuela Socialista.

Es el Socialismo o la nada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top